Alberto Caiola diseña un bar clandestino detrás de una máquina de Coca-Cola

Imágenes cortesía:

Alberto Caiola


© Fotografías: Shen Zhonghai

08 feb, 2015
 

Flask and The Press es un dúo poco convencionales de bar y restaurant ubicados en Shanghái proyectados por el arquitecto y diseñador italiano Alberto Caiola. Sus interiores vuelcan el concepto tradicional de un bar clandestino: un íntimo salón contemporáneo (flask) escondido detrás de la fachada de una alegre sandwichería (the press). Juntos son una yuxtaposición de luz y oscuridad, elegancia y estilo, lo personal y lo lúdico. Con el fin de iniciar un bar clandestino en el corazón de la antigua Concesión Francesa de Shangai, reconocidos barman y sus apasionados socios encargaron el desarrollo del concepto, búsqueda de lugar y su diseño del espacio a Alberto Caiola.

”Considerando que Shanghái ya ha visto su cuota correspondiente de bares y salones con temática clandestina, decidimos construir suspenso y romperlo de un modo completamente inesperado. Con la finalidad de maximizar el impacto, necesitaríamos ejecutar el proyecto de una manera fundamentalmente distintiva y diferente, creando expectativas y sorpresa genuina mediante la realización de estéticas anacrónicas y contradictorias.” – dice Alberto Caiola

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (1)

the press

The Press se muestra como una colorida sandwichería. A primera vista, el tradicional lugar de comida que ofrece The Press parece inmediatamente familiar para los transeúntes, sin embargo, algunos detalles más contemporáneos y antiguos hacen necesario un segundo vistazo: los mostradores con acabados en tonos suaves y coloridos, las franjas de neón y el minimalismo refinado de los muebles ubicados contra los muros sin acabado, muros y pisos de concreto, más falsos techos dramáticos y asimétricos crean una escena poco convencional que invita a descubrir. La pieza central de la sala es una máquina expendedora de Coca-Cola vintage, un ”portal” que comunica sorprendente con Flask.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (11)

Al entrar al túnel entre The Press y Flask, el visitante experimenta un contraste extremo en el ambiente. Luego de algunos pasos, ciertos elementos como la sensación de relajo y diversión, la iluminación y colores brillantes, guían a un espacio misterioso con iluminación cálida y más apagada, y el murmullo de patrones de bar provoca aun más curiosidad. Al seguir la puerta camuflada, el patrón se presenta con ejemplos más visuales de los bares clandestinos: exhibición elaborada de botellas de licor, una mezcla de oscuro y sombrío, además de un conjunto multicolor de piezas de mueblería que insinúan la evanescencia de estos establecimientos como si estuvieran en el pasado.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (4)

”Para continuar con el juego de expectativas integramos una cantidad de elementos contemporáneas a lo largo de Flask. El primero de estos es un llamativo cielo falso: un conjunto de cubos angulares que caen en cascada hacia la entrada produce un encanto misterioso para que los invitados sigan explorando el espacio. También creamos dos instalaciones junto a las botellas de licor. La primera es una estantería que va del suelo al techo, ubicada justo al lado de la entrada, con botellas de whiskey de 25 litros que tienen un reflector integrado en cada una para iluminar el tono ámbar del líquido en su interior. La segunda es una instalación de muro con filas de frascos que están escondidos detrás de una capa misteriosa (como el bar clandestino en sí), las superficies de estos frascos están escondidas y solo se ve el contorno de sus sombras para dar una idea al observador de lo que esconden debajo.” – agrega el Diseñador.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (8)

El espacio de Flask está diseñado para sentir intimidad y privacidad. La iluminación se mantiene mínima y opaca con distintos puntos bases a lo largo del lugar, cada uno emite un resplandor que rebota con los otros. El más prominente de estos es un arreglo de iluminación de cobre en el interior del cielo falso, lo que difumina la sutil luz ámbar en la parte superior. Esta luz se refleja en la cascada de cubos del otro extremo de Flask, creando un efecto de brillo general que eleva el sentido impuesto por la convencionalidad de los techos falsos.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (9)

Luces led ubicadas contra el fondo de la barra reflejan el conjunto de botellas de vuelta a los patrones, creando una ilusión de profundidad que hace que los muros parecieran desaparecer. Este espejo inclinado también da a la entrada, por lo que los visitantes que están mirando en línea recta verán el flujo de los cubos superiores envolviendo sus cabezas, dando otra visual sutil que conduce hacia el bar. En el lado más lejano del lugar, un gran espejo convexo refleja todo el bar sobre sí mismo.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (6)

Para añadir la sensación cálida y acogedora del lugar, se crearon separaciones en el área de asientos, lo que crea transición con natural facilidad. Al mirar desde el lado derecho del lugar hacia el izquierdo, la altura de los asientos y las superficies de las mesas bajan, suben y vuelven a bajar para crear un paisaje dinámico en un espacio compacto y cerrado. De manera similar, las tarimas flotantes de madera hacen un movimiento paralelo fluido al ir de una madera con tono oscuro, luego claro y de vuelta a uno oscuro.

flask-the press-alberto-caiola-catalogodiseno.com (7)

 
+ INFO

 

 
TODAS LAS IMÁGENES CORTESÍA

Alberto Caiola

 

Deja Tu Opinión ( para dudas comerciales contactar al autor )

*

 


8 − = siete