Flores de papel de seda para decorar una fiesta de cumpleaños infantil

Hacer manualidades con niños es un excelente pasatiempo. Sobre todo, si de lo que se trata es de decorar fiestas infantiles de cumpleaños. Nos ayudan a pasar tiempo con ellos y les hacen sentir útiles y creativos. Por ello, en esta ocasión, queremos explicarte cómo hacer unas preciosas flores de papel de seda de forma rápida y sencilla.

Guía paso a paso para elaborar flores de papel de seda

Fabricar flores de papel de seda es más fácil de lo que imaginas. En primer lugar, te recomendamos reunir todos los materiales que necesitas. Son los siguientes:

  • Unas tijeras infantiles.
  • Papel de seda de color rojo, amarillo o de cualquier otra tonalidad que te guste.
  • Pinchos de brocheta.
  • Pegamento en barra o adhesivo de similares características.
  • Papel de celofán verde.

¿Lo tienes todo? Pues, entonces, ha llegado el momento de que te pongas manos a la obra:

  • Corta la punta de los pinchos de brocheta. Para ello, puedes utilizar las tijeras o cualquier elemento de corte similar. El objetivo es que resulten válidos para tus hijos y que no haya riesgo de que se pinchen con ella.
  • Recorta el papel de seda. Debes formar cuadros de colores de, aproximadamente, 4 x 4 cm. Da el corte con precisión para que no queden filos ni nada que perjudique la apariencia final de la flor.
  • Envuelve el pincho con papel celofán verde. Evidentemente, se trata del tallo, así que debe lucir este color. Puedes utilizar un poco de adhesivo para que se fije mejor.
  • Coloca el primer fragmento de papel de seda. También debe ser verde para que transmita la sensación de que de él brotan los pétalos de colores.
  • Ahora sí, pon los pétalos. Con tres o cuatro tendrás suficiente para formar la flor. Ponlos de manera que se solapen unos con otros y de que tengan la apariencia más realista posible.
  • Haz una bola amarilla. El objetivo es que simule el pistilo de la flor. Por ello, debes colocarla la última y entre todos los pétalos pinchada en el extremo del palo.

Repite el proceso hasta conseguir todas las flores de papel de seda que quieras o necesites. Recuerda que, como te dijimos antes, lo ideal es alternar varias de diferentes colores para crear ramos lo más colorido que resulte posible.

¿Cómo usar las flores de papel de seda?

Ya has comprobado lo fáciles de hacer que son estas flores de papel de seda. Sin duda, con la ayuda de tus hijos, puedes elaborar varias decenas en apenas una hora. Sin embargo, ahora llega el turno de pensar en el lugar en el que las vas a colocar. Nosotros te proponemos las siguientes opciones para que te resulten útiles de cara a decorar la fiesta de cumpleaños de tu pequeño:

  • Centro de mesa. Solo tienes que buscar un jarrón bonito y, en su interior, colocar unas cuantas de estas flores. Darán un toque colorido a la mesa y te ayudarán a decorar. También transmitirán una sensación de originalidad y vitalidad muy acorde con el motivo de la celebración.
  • Decorar las paredes. Con un poco de papel de celofán puedes pegarlas en la pared sin dejar marca.
  • Indicar el camino hacia los aseos. Efectivamente, las flores de papel de seda también te pueden servir para señalizar puntos concretos dentro de tu casa si las usas a modo de flechas. Por ejemplo, puedes elaborar algunas rosas que indiquen dónde se encuentra el cuarto de baño de las chicas y otras azules para el de los chicos.
  • Adornar la mesa de dulces. Seguro que has pensado en poner una a la cual puedan acudir los niños a coger algunas chucherías o tomar un trozo de tarta. Pon estas flores en el borde del tablero superior y le darán un toque de vitalidad y color muy interesante y llamativo.
  • Ilustrar el photocall. Una buena manera de darle un toque único. Ponlas como complemento al nombre de tu hijo y a la fecha de la celebración. Las visitas no dejarán de echarse fotos en él.

Como es obvio, estas son solo algunas ideas que pueden venirte bien para decorar la fiesta de cumpleaños de tu hijo con flores de seda. Pero, si se te ocurre cualquier otra, no dudes en ponerla en práctica. Quedan geniales en todo tipo de espacios por su carácter original y desenfadado.

En definitiva, las flores de seda son unas manualidades sencillas que se pueden hacer sin problema junto a los niños. Por ello, si quieres pasar más tiempo con él y se acerca la fecha de celebración de su cumpleaños, pasa una tarde elaborando estas que te acabamos de comentar. Por muy poco dinero y sin invertir demasiado tiempo tendrás todas las que necesitas para que la decoración de la fiesta no pase desapercibida.

Pablo C.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba